El Juez Calatayud trata de llegar al ser humano que hay detrás de la fachada de la delincuencia juvenil

emilio y yo

Imagen con Emilio Calatayud en una de sus conferencias en Almería

El juez de Menores  Emilio Calatayud es una persona que expresa sus ideas con vehemencia, en primera persona y de manera –muchas veces- coloquial.  Está claro que su discurso es accesible a todos los públicos.

Hay personas que lo critican por compartir sus juicios de valor tan abiertamente, y por la solidez con la que sostiene ciertas opiniones. Luego hay otras personas que quedan fascinadas por su gesto campechano, por su capacidad de ver a través del joven delincuente hasta llegar al chaval con problemas, con falta de atención, límites y cariño… o simplemente con la ausencia de unos referentes afectivos estables y positivos.  Yo soy más bien de este segundo grupo, si bien es cierto que tampoco comparto todas sus ideas a pies juntillas, pero me fascina su capacidad de comunicar lo que vive en su día a día, y la bondad que se esconde tras esas famosas condenas que tratan de reconducir la vida de los chavales, infundiéndoles algo de esperanza, y aportándoles la posibilidad de realizar una reparación por el daño causado, de manera que puedan recuperar su dignidad.

Me alegro de haber escuchado a D. Emilio Calatayud, y de que siga despertando en mi esa curiosidad que permite que la llama de la ilusión permanezca encendida. Me gusta cómo a través de sus relatos logro vislumbrar en cada historia a una persona herida que también necesita una segunda oportunidad… lo cual no quiere decir que todos sepan aprovecharla.

Creo que hacen falta muchos ‘Emilios’ como este juez, para tratar de reparar este mundo tan grande y tan roto.

Autora: Inmaculada Asensio Fernández

Acerca de inmaculadasol

Inmaculada es Trabajadora Social por la Universidad de Granada, con finalización de estudios en la Universidad de Brighton, Inglaterra. Es una activa bloguera (miembro de la Blogotsfera), y a través de su blog inmaculadasol.com comparte artículos y reflexiones sobre el trabajo social, y recursos personales para avanzar. Es Máster en Comunicación Social por la Universidad de Almería. Actualmente está realizando el Doctorado sobre Ética en la Intervención Social, también en la Universidad de Almería. Ejerce como trabajadora social en la Agencia de Servicios Sociales y Dependencia de Andalucía, en el Departamento de Salud Mental. Además, colabora como docente en actividades formativas regulares (para la Administración Pública, la Universidad, etc). Cuenta con diferentes publicaciones académicas relacionadas con su profesión y su ámbito de investigación (capítulos de libro, artículos, posters y manuales sobre trabajo social). En el mes de marzo de este año ha sido nombrada Directora de la Estrategia de Ética de los Servicios Social de Andalucía, actividad ésta que compatibiliza con su labor como trabajadora social de la Agencia de SS. SS y Dependencia.
Esta entrada fue publicada en Counselling, Fábrica de Sueños, Trabajo Social y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a El Juez Calatayud trata de llegar al ser humano que hay detrás de la fachada de la delincuencia juvenil

  1. J.J dijo:

    Emilio Calatayud es una de esas personas buenas y justas que mejoran el mundo. Yo le admiro.

  2. El juez de menores Emilio Calatayud es famoso por su enfoque en relación con la educación de los menores, cree, acertadamente, que es mejor educar que castigar. Muchas de sus condenas reflejan cómo entiende el derecho y cómo cree que debe ser aplicado. No es lo mismo condenar a un menor a una pena de reclusión que obligarlo a trabajar en un centro de rehabilitación después de haber agredido a una persona mayor.
    En mi opinión tiene razón cuando dice que los padres son demasiado blando en la actualidad, y también tiene razón cuando dice que eso modifica la conducta de los menores, que acaban por no tener capacidad de resistencia frente a la frustacción o de no ser capaces de soportar los baches por los que todo el mundo pasa.

    • Hola Fran, tras unos días de vacaciones te contesto. Primero te doy las gracias por comentar en el blog, y segundo decirte que ciertamente la sobreprotección de los hijos los daña de por vida… Me gustan las medidas de Calatayud, y me gusta su forma de ayudar a jóvenes y familias. Gracias y un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s